jueves, 22 de octubre de 2009

HAIKUS Y TESELAS




Notas de lluvia
en pentagrama oblícuo.
Blues de otoño.

**************************

Amarraditos,
los dos bajo un paraguas.
Enamorados ?

***************************

En el crepúsculo,
luciérnagas de sol.
Eran tus ojos.

****************************




La Tarde sigue
un rastro de gorriones.

Y el paraíso espera
en un cuarto con velas encendidas
y música de jazz.


****


Me dijiste tequiero
Fue en mitad de la plaza
junto al ceibo.

El aire desnudaba
su estructura salvaje.

Sonaba
ese cansancio blando de la lluvia...


***


Tengo mil dudas.
La huella de un anillo,
Y un corazón que late
siempre a destiempo.

Tengo una casa blanca
y un perro negro.

Y un sentimiento azul
triste y ambiguo...

...tú lo llamas ternura.


23 comentarios:

arobos dijo...

El otoño, siempre el otoño pintando esa pátina de nostalgia... Un saludo.

Julia dijo...

Hermosos HAIKUS Y TESALAS, de estos últimos los versos: "el aire desnudaba su estructura silvestre" y "en el cansancio blando de la lluvia" me parecen sencillamente exquisitos. Felicitaciones!!! Recogiste tu premio de mi blog?

Jose Zúñiga dijo...

Ya no me sorprendo, Soco: me rindo a tus espléndidos haukus.

Y las teselas... El remate final me ha dejado prendado.

Besos con otoño

José Ignacio dijo...

Recuerdo otros haikus de otoño en tu página. ¿Tesela sería un mosaico de poemas?
Un abrazo

Graciela L dijo...

Siempre oí decir que hacer buenos haikus era dificil, A mí los tuyos, siempre me han parecido magníficos...
Y tu invento poético, las teselas, son preciosas. Y no es halago...

Un abrazo con calor de primavera para vos.

Bletisa dijo...

Hola Socorro, vengo desde el blog de Zú.
Los haikus son preciosos y esta teisela

"La tarde sigue
un rastro de gorriones.

Y el paraíso espera
en un cuarto con velas encendidas
y música de jazz"

me la quedo para siempre.
Un placer pasar por tu casa.

Fernando dijo...

Para nada halagos. Emoción a tope... Y belleza.

Enhorabuena. Fer

impersonem dijo...

Bonitos versos para el nostálgico otoño...

Besos.

MiLaGroS dijo...

Eres muy agradable escribiendo y muy suave. Trasmites paz. Un beso grande

ADELFA MARTIN dijo...

No puedo elegir...no se que me gusta mas...pero siempre me sucede lo mismo...

Abrazos

María Socorro Luis dijo...

Arobos, siempre el otoño... Se adivina que es mi estacion preferida?

Julia, se nota que el ceibo es nuestro árbol nacional, no?

Jose, siempre tan generoso y amable conmigo.

José ignacio, Teselas, como dice Graciela, son un pequeño invento mío: esos minipoemas que te llegan de repente, casi sin pensarlos. Son independientes, pero si se publican varios juntos, vendría bien tu definición.

Graciela, mi porteña de la calle Corrientes...

Bletisa, para mí un placer recibirte. y te regalo con mucho gusto esa tesela. Me hace ilusión que te haya gustado.

Susana dijo...

Todo lleno de esa dulzura y maneras tan tuyas...
La foto de los ceibos muy linda.

Besos desde el lejano sur.

malena dijo...

Soco, qué te digo si eres magnifica, sencible, musical... ¡felicidades! escribes de verdad líndisimo.

Un abrazo poeta.

ruben dijo...

Todo rezuma dulce melancolía.Los versos del entresueño.
Un bes

Malen dijo...

Como siempre llevo una sonrisa en el alma.

Gracias, cielo. Malen

Gustavo A dijo...

...en mitad de la plaza, junto a un ceibo...
Sabés que en mi provincia norteña el ceibo está ahorita en plena floración.

Gracias por dejarnos delicadeza, belleza y ternura.

EL BUSCADOR DE ... dijo...

Merece la pena perderse para volver empapado en esa lluvia que siempre cala en jueves...
¡Un beso muy fuerte!

Inés dijo...

Solo decirte que me encanta venir a leer tus poemas. Y que siempre me voy un poco mas feliz.

Gracias, Inés

Piel Roja dijo...

Yo tambien me quedo con la segunda tesela, pero me parecen todas maravillosas. Y los haikus...

Con mucho afecto. Osvaldo

Montse Oleart dijo...

Soco siempre es un placer visitar tu casa, es entrañable y llena de belleza, besos enormes.

beker dijo...

Preciosos versos amiga Soco, llenos del aire del otoño y con tu sensibilidad que cautiva, besos

Mertxe dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mertxe dijo...

Te he dejado para la sobremesa, para que el café (esa otra sangre que me anima) me permita saborear doblemente tus letras.

Como siempre, y sabes que siempre es algunos años, me has dejado el almita a punto de caramelo.