miércoles, 3 de abril de 2019

Teselas : Es primavera














De pronto llega abril
como temblor azul en el paisaje.
Hay
espontáneo estallido de promesas
y tu amor
como geometría de soles en el aire.

Llega abril
y anhelos de arboledas,
de verdes y de alas, avanzándome.


               *****

Es primavera.
Tiempo de luna
tendida a la intemperie
y del amor en corazón desierto.

Del viento  en los alisos
del rumorcristal del arroyuelo
y de tus manos, tercas,
amarrando mis sueños.


               *****

Primavera otra vez.

Rubor de sol en el ocaso
Amapolas alzadas en la hierba.
Revuelo de gorriones.
La ternurainclinada
                           de la higuera.

Hoy hace frío, amor,
Ven, y dame un abrazo.

18 comentarios:

Fernando dijo...


Como siempre me recreo en tus versos, en tu sencilla y mágica manera de transmitir belleza, mi poeta.
Desde mi otoño, un gran abrazo para tu frío ¿puedo?... Y besos. Fer

lichazul dijo...

ahh pero que cositas más lindas Soco:)
son baldositas primorosas de poesía viva

besitos de sol :)

Joaquín Galán dijo...

Primavera-niña con las manitas frías aún por tanta espera.
A partir de ahora,miraré a las higueras y con otros ojos.

Feliz abril,Socorro.

María Socorro Luis dijo...


Claro que puedes, Fer. me encantan los abrazos.

Gracias y besos para los tres. Feliz domingo

GEMMA dijo...


"La ternurainclinada de la higuera"...

Me encanta. La higuera, para mi es un árbol muy especial. Me lleva a un lugar que añoro.

Besos

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

Cuánto puede abril en tu poesía, que con sus fragmentos o teselas, arma el asombro (tu conmoción) desde la emoción y el amor,por la insurgencia primaveral. Un abrazo desde esta sentimiento colombiano. Carlos

José Manuel dijo...

Ya es abril y hace frío, y tus verso traen brotes nuevos, de esperanza y abrazos. También es primavera, con la luna a la intemperie, parece que el estallido de promesas no es tan cálido.
Casi me duele un poco este poema, aun teniendo imágenes tan bellas, como tu sabes hilvanarlas.
De todos modos, entrara en el jardín de tus versos, es siempre una delicia. Se respira mucha vida y algo de nostalgia. Hoy las golondrinas han dejado paso a los gorriones, pero también ellos, en abril tienen urgencias de nidos.
Gracaias y un gran abrazo, Soco.

PAUL dijo...


AAutre fois, chapeau.

Bisous et merci,

Rafael Humberto Lizarazo dijo...

Hermoso paisaje primaveral hay en tus versos... se siente el aroma.

Abrazos.

PIEL ROJA dijo...


Preciosas teselas. Como pequeñas llamitasque solo tú sabes hacer brotar. Besos.

virgi dijo...

Vengo con la primavera, querida Soco, a pillar esta frescura que emana de tus palabras, siempre sutiles pero profundas. Teselas que revelan tu alma dispuesta a la belleza. Besos y abrazos cálidos.

soco luis fernandez dijo...


Qué alegría tu visita, Virgi. Te echab de menos, aunque paso por tu casa y me recreo con tus siempre bellos mensajes.

,Mi abrazo y mi cariño contigo. y sigue disfrutando de tu dulce far niente, linda.

. dijo...

Hola Soco, soy Ernesto. Se me ha bloqueado mi cta de correo habitual, desde la que te he enviado esa entrada en mi blog, sin publicar. Si me has respondido sabe que no puede acceder a dicha cta. Respóndeme a través de esta otra: nzmail15@gmail.com

Gracias. Un abrazo.

soco luis fernandez dijo...


Vaya, Ernerto. Me había pasado lo mismo, no sé como ni por que. En algunos blogs no quedaban mis comentarios. Ahora, sin saber muy bien por que, parece que ya quedan... Vamos a ver.

Ángela dijo...

Qué bellas imágenes Soco!!!
Y siempre...laternurainclinada...
Un abrazo bien bien fuerte.

AUGUSTO dijo...


Te dejo tres abrazos. te los mereces, poeta.

Tesa Medina dijo...

Oh, qué maravilla, Soco. Me encanta.

Y llega abril y yo cumplo años, cada año uno más, pero que importa eso si la luna se tiende redonda en el cielo, tan pancha, y la higuera se inclina tierna con el leve peso de la promesa de sus frutos, y las amapolas se yerguen curiosas por encima de la hierba.

Madre mía, que bonito es abril cuando tñu lo miras, Soco.

Un abrazo, poeta.

TORO SALVAJE dijo...

Me temo que la primavera está sobrevalorada.
Hasta el invierno parece más amable que ella.