martes, 23 de julio de 2013

Poemas de ayer : Último aviso




Ya no puedo
disfrazar la ternura.

Ni elegir la sonrisa
que me voy a poner
cada vez que amanece.

Ya no quiero
vestir de colores
tus salidas de tono.
Ni planchar
tus absurdos enojos,
con suavizante perfumado.

Ya no quiero
esconder tus discursos
debajo del sofá
ni ser mas
el tren de tus deseos.

No, ya no quiero

pasear contigo,
ni bailar contigo.
ni dormir contigo.

Se terminó el tiempo
de llorar a escondidas,
de sonreír sin ganas.

Déjame pensar
y caminar sola
como las palomas
por las azoteas.

Recobrar las tardes
de amapolas y alondras.

Descolgar
tus ridículos cuadros.
Tirar tus cigarrilos.
Abrir las ventanas...

Déjame ser silencio.
Ser oportunidad.

Déjame... volver a ser yo.

26 comentarios:

Ramón María Vadillo dijo...

La rutina, la indiferencia, la incomprensión, el morir ese poco a poco del día a día ¡Qué terrible desdicha! María, amiga mía, y hay tantas de igual morir, tantas y tantos, que hasta esa paloma silencio, se siente libre en la soledad del pensamiento. Versas triste María que sean versos y no carne, solo versos en el breve tiempo de nadie.

Muxu haundi bat

TORO SALVAJE dijo...

Ante todo eso no queda otra que escapar y volver al yo primitivo.

Besos.

SARA dijo...


Ay, Soco, ¿lo has escrito para mi?...
Casi casi diría lo mismo si supiera hacerlo como tú. Me siento identificada y creo que como dice Ramón Hay muchas de "igual morir". Me gusta esa rabieta versificada.

Besos muchos.

María Socorro Luis dijo...


Querida Sara. Ni para ti ni para mi ni para nadie en especial. Son versos al aire que pueden ser un intento de reivindicar "casos " que se suelen dar con - tal vez - demasiada frecuencia.

"Versos y no carne" como dice Ramón

AUGUSTO dijo...


Un poema completo. Imágenes, ritmo, belleza, fondo y forma. Una reivindicación perfecta. Duro mensaje.

Saludos

L MARCELO dijo...


Poemazo. Por mas que cambies de tema y tono, encierra toda la belleza y la ternura que acostumbra tu marca inconfundible.

"elegir la sonrisa
que me debo vestir
cada vez que amanece"... Maravilloso.

Besos

mariajesusparadela dijo...

Eres tan universal que tod el mundo se siente identificado.
Eso es ser poeta.

Sarco Lange dijo...

-Amor, no eres mi amor, no soy tuya, ya no eres pájaro.

-Mi vida, dejé de serlo incluso para mí, porque también estás muerta.

Besos SOCO.

RAFAEL H. LIZARAZO dijo...

Hola, Socorro:

Viene bien salirse de la jaula e intentar un vuelo libertario, que aunque la jaula sea de oro no deja de ser prisión.

Un abrazo.

LOLA dijo...


Gran poema-renuncia a todo lo que oprime y destruye. Nadie puede impedir que seamos nosotros mismos. Un poema diez.

Abrazos.

Maria Sangüesa dijo...

Qué buen poema, Soco, has descrito con exactitud el desamor que se produce cuando se diluye la identidad para ser sin ser... cuando se va muriendo, poco a poco, al ir interpretando una comedia en lugar de asumir la vida y el propio yo.
Muchos besos, querida amiga, y un fuerte abrazo.

MARICARMEN dijo...


Magnífico.

Déjame
Recobrar las tardes
de palomas y alondras...

Déjame, volver a ser yo.


FERNANDO dijo...


Hoy mi poeta favorita ha afilado las uñas. No dejes nunca de ser tú. Fer

©Laura Caro dijo...

En estos momentos, tus palabras las leo más mías que nunca...

Cómo duele romper con toda una vida...

Un abrazo inmenso.

¿ Puedo llevarme este poema a mi blog de preferidos?

Gracias!!

PD: No tengo tu correo nuevo, Soco.
EScríbeme al mío y me lo mandas, por fi.

lauracaro66@gmail.com


Mil gracias, preciosa!

María Socorro Luis dijo...


Claro que puedes, Laura; todo tuyo.


Mi correo te lo había dejado en un anterior comentario:

socopoemas@terra.com

Abrazo y bonitos sueños.

ALDO dijo...


Reconozco y acepto todo, pero por favor, déjame los cigarrillos, ja ja...

Ahora en serio, es un poema macanudo.

Besos

elisa lichazul dijo...

volver a ser yo... algo que solo puede ser posible en el imaginario
la realidad nos clarifica rotundamente que no es así

todos cambiamos , todos!

somos olas en el mar de la vida querida SOCO, olas que se mecen según el favor del viento


besitos

PIEL ROJA dijo...


Ni así, enojada, abandonas la ternura y la delicadeza.

Un poema rebelde.

Cariños

Sandra Garrido dijo...

y cuanta tristeza almacenan en sus rutinas, y cuanto amor desaprovechado y cuanto desencanto. Dejame ser libre... me ha recorrido las venas. Inmensa en esa tristeza que destilas.

Mi abrazo Soco, desde el mediterráneo

SIL dijo...

Soco, este manifiesto es sublime.

Lo grabo en mi mente.
Hace tiempo que lo vengo firmando.
Cuando tenga coraje, lo cristalizaré.



Abrazo in-men-so.



SIL

ANA LUISA dijo...


Te felicito por este mensaje de rebeldía por tanta fuerza y valentía.

Estupendo poema.

PILAR dijo...


Bello poema reivindicativo de una intimidad que nadie nos puede arrebatar.

Saludos

Amando García Nuño dijo...

Hay que ver cómo te pones por nada. Bueno, me voy al bar con los colegas, cuando vuelva hablamos, pesada...
Abracitos.

ANA M dijo...


AY, Soco, los hombres... Bonito poema.

MARIO dijo...


Sencillamente clara y transparente.

Saludos y gracias

María Socorro Luis dijo...


Un abrazo y cariños para cada uno.