lunes, 31 de enero de 2011

POEMAS DE AYER II


HABLANDO DE RETORNOS

--------------------------Para Mertxe

... Y regresé
al lugar donde viví mi infancia,
pero no lo encontré.

Nuestra casa
de madera y de piedra,
ahora es un gran cubo
de hormigón y cristal.

Dónde quedó mi patio?...
La dulzura inclinada
de la higuera?...

El prado con lirios silvestres,
luciérnagas,
y revuelo de alondras?...

La fuente de la plaza
que arrullaba
mis sueños infantiles
se convirtió en estatua
indescifrable.
Y el paseo arbolado,
en moderna autopista
de cuádruple carril.


Reflejos de neones
ocultan las estrellas.

No pude ver la luna
que entonces, se colaba
por mi ventana abierta.

Y me fui desolada
a llorar mansamente...

31 comentarios:

Luisa Navarrete dijo...

el ayer sólo vuelve dentro de nosotros, cuando lo queremos buscar en los que fueron sus escenarios sólo encontramos bofetadas de realidad

por eso es tan duro perder la memoria porque es como perdernos en el abismo del nunca jamás

Besicos SOco

MIKEL dijo...

Y me fui desolada
a llorar mansamente...

Qué hermoso poema de añoranza , de lo que fue, del progreso... siempre un gustazo pasar. Mikel

mariajesusparadela dijo...

Tampoco los ojos con los que miras son los mismos.
Y cada lágrima, también es nueva.

SIL dijo...

Cuánta belleza, como siempre.
Una pizca de miel, una pizca de melancolía.

Me recordaste al Maestro...
un dulce sabor SOCO

El bastón, las monedas, el llavero,
la dócil cerradura, las tardías
notas que no leerán los pocos días
que me quedan, los naipes y el tablero,

un libro y en sus páginas la ajada
violeta, monumento de una tarde
sin duda inolvidable y ya olvidada,
el rojo espejo occidental en que arde

una ilusoria aurora. ¡Cuántas cosas,
láminas, umbrales, atlas, copas, clavos,
nos sirven como tácitos esclavos,

ciegas y extrañamente sigilosas!
Durarán más allá de nuestro olvido;
no sabrán nunca que nos hemos ido.

GRACIAS AMIGA DULCE Y ENTRAÑABLE POETISA.

SIL

Amando Carabias María dijo...

El verdadero paraíso es la infancia, siempre lo repito, por eso es siempre un llanto regresar a su territorio y ver que lo han extirpado...

virgi dijo...

La infancia la llevas contigo, Soco, dentro, muy adentro. Y muy dulce, como tú. Las ramas de la higuera te acarician, sus hojas atraviesan el océano para buscarte.
¡Ay, esta mujer que me emociona!
Un gran beso, tesoro.

Leonel dijo...

Muchas veces tengo ganas de volver a los lugares de la infancia, hoy lo he hecho con la mente mientras leía tu poema, triste, es verdad, pero intenso y evoca tanta belleza.
Besos para ti querida Soco.
Leo

ADELFA MARTIN dijo...

A veces mas valdrìa no regresar y conservar aquèllos recuerdos que ademàs vamos "puliendo" con los años,

mis caariños

Juanma dijo...

Como tantas veces, atrapado el pasado en un poema maravilloso.

La dulzura inclinada de la higuera es emocionante.

Besos, de los cuatro.

Mercedes Pinto dijo...

¡Gracias!, siento despedirme ahora que empezábamos a conocernos.
Continuaremos cuando vuelva.

PIEL ROJA dijo...

El progreso es una máquina insensible y a veces cruel, pero inevitable. Muchas veces borra paraísos para fabricar monstruos, pero inspira bellos poemas, como este que nos dejas.

Añoranza, sensibilidad, belleza... a lo que nos tienes acostumbrados.

Beso. Osvaldo

JOSELU dijo...

Llorar mansamente... ese llorar que te trae la calma, que casi acaricia...

Un final fantástico. Muxus

Cita dijo...

Preciosa dedicatoria...

Eres una fuente inagotable de metáforas preciosas...

Besos

Cita

rubén dijo...

Yo también me di una vuelta por una ciudad de Burgos donde estaba mi infancia y me perdí.
Besos

Ilune dijo...

Las cosas cambian tan rápido y tenemos una capacidad tan grande de olvidar lo que fue y acostumbrarnos a lo nuevo, que ni nos damos cuenta... Afortunadamente algunas cosas no cambian(de momento al menos).
Por cierto te mandé un email, a ver si lo lees, yo estaré pendiente de la respuesta.
Un beso abuela

Mertxe dijo...

No sé cómo darte las gracias, Soco mía, no sólo por esta belleza de poema sino, ante todo, por meterte tan hondamente en mi alma.

Penélope Sierra dijo...

Mi dulce Soco, me gusta contemplarte a tí, me gusta leerte..

Maria Sanguesa dijo...

Precioso poema de nostalgia. La infancia siempre formará parte de nuestros paisajes interiores. Y ésos no cambian, nadie nos los puede arrebatar, pues llegar a perderlos es comenzar a morir. Muchos besos, emocionados por haberme hecho volver a mi propia infancia.

GRACIELA L. dijo...

Me ha tocado esa preciosa imagen"la dulzura inclinada de la higuera"...
(inclinada para abrazarte con sus ramass)

Sos una poeta grande

Amante de la poesía dijo...

Me gustaría llegar a escribir como tu.
Me cautiva esa poesía tan sensible y tan sincera, que dice tanto, que emociona tan fácil...

Gracias y besos

beker dijo...

Manejas las palabras con maestría, para reflejar sensaciones, como tonalidades ahora del alma y la nostalgia. Un abrazo

SUSANA dijo...

Siempre logras emocionarme. Creas una atmósfera cálida y tierna donde es muy agradable entrar. Gracias .

Su

elisa...lichazul dijo...

las nostalgias llegan
a través de detalles tan cotidianos
y que asumimos claros
en un pulso de la memoria

Hermosos y evocativos versos querida Socorro
Felicitaciones
Buena semana

JAVIER dijo...

Escenarios del ayer que el progreso ha borrado, pero su imagen vive en nuestro recuerdo.
"no pude ver la luna
que entonces se colaba
por mi ventana abierta"...

Hermoso poema de añoranza, dulzura y sentimientos.

Salidos y gracias.

FERNANDO dijo...

Dulce melancolía, un lugar de la infancia que ya no está pero que sigue vivo en tu memoria. Cómo sabes llegar al corazón... Fer

RAFAEL LIZARAZO dijo...

Hola, Socorro:

Cuanta nostalgia es tus versos, todo cambia, aquello que fuimos en la infancia se pierde entre el tiempo y el olvido.

Gracias por visitarme,

abrazos.

Jesús Aparicio González dijo...

Una amarga constatación de que el paisaje de la infancia ya no está ahí.

Gracias por compartirlo

Un beso

INÉS dijo...

La ternura y belleza de siempre en tus versos y yo emocionada y sin saber que decir.

Te quiero profe. Inés

Gustavo dijo...

"Cambia, todo cambia...", Soco. Un poema de ayer, de hoy y de siempre. "Llorar mansamente"...y recordar. Buen trabajo. Afectos.

María Socorro Luis dijo...

Gracias y besos a todos por llegaros hasta aquí y dejarme estas palabras tan lindas.

Y a ti, Mertxe un abrazo muy especialy el deseo de que nos veamos pronto en Rente y en Donosti.

LUIS dijo...

Vengo aquí buscando poesía y siempre la encuentro. Y de la buena, nunca me defraudas.

Gracias. Luis